miércoles, 26 de junio de 2013

24/MAYO: TRAGEDIA ESTADIO NACIONAL

En la fecha del 24 de Mayo de 1964, las selecciones de fútbol de Perú y Argentina disputaron un partido clave para la clasificación a los Juegos Olímpicos de Tokio. Los albicelestes ganaban 1-0 a los blanquirrojos, cuando a falta de dos minutos para el final del partido, el juez uruguayo Angel Pazos anulo un legítimo gol a favor del combinado peruano.

Esta decisión causó gran malestar en el público y marcó el inicio de la violencia. La policía tomó la errónea decisión de echar gas lacrimógeno contra la tribuna norte. Las puertas del estadio se encontraban cerradas con gruesos candados por disposición de la administración del estadio. Los espectadores encerrados salieron despavoridos y en el tropel murieron oficialmente más de 300 personas entre asfixiados y atropellados. Ya en la calle, la multitud convertida en turba causó destrozos en la propiedad privada en los alrededores del estadio.

Cuando la capital volvió a la calma, se contaron 328 muertos y unos 500 heridos. El gobierno peruano declaró estado de sitio y suspendió las garantías constitucionales, pero para entonces lo peor ya había pasado.

A raíz de este incidente, se tuvo que reducir la capacidad del coloso a 45.000 espectadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario