lunes, 20 de mayo de 2013

03- 08/MAYO:FERIA INTERNACIONAL DE LAS ALASITAS


La Fiesta de Alasitas y de las Cruces es una fiesta tradicional que tiene lugar en el departamento de Puno. Esta fiesta se inicia el día 3 de mayo  y prosigue hasta que culmina el día 8 de mayo.

Estas celebraciones tienen en su haber las costumbres religiosas, como folklóricas y culinarias de los pueblos de dicho departamento, especialmente en las ciudades de Puno y Juliaca.

La Fiesta de las Cruces que es la celebración religiosa en sí mismo presenta entre sus eventos una misa tras la cual viene una procesión donde se conmemora el hallazgo que se tuviera, del madero en el cual fuera crucificado nuestro Señor Jesucristo. El evento religioso viene de la mano con la famosa feria de alasitas, estas son miniaturas, las cuales se llevan también a la misa y al recorrido procesional, para ser bendecidas por la sagrada cruz.

Las Alasitas son objetos pequeños, ya sean estos casas, autos, electrodomésticos, etc., que son elaborados por los artesanos de la localidad y expuestos y vendidos en ferias. El atractivo de las alasitas, se concentra en su finalidad y creencia, ya que, según se piensa, aquellas son las representaciones de los deseos de aquellas posesiones que los compradores quieren tener en tamaño real.

En aquella fecha, se realiza la comercialización de productos en miniatura  en  el Barrio Bellavista de la ciudad de Puno, así como en la ciudad de Juliaca y en otros poblados, con  presencia de artesanos nacionales y bolivianos. 

Hace años atrás, y todavía en algunos lugares, estos objetos pequeños llamados alasitas, son parte de un ritual, mediante el cual se pide porque estos objetos le sean otorgados en poco tiempo a la gente que los compra. Una de las prácticas rituales que se realizan con Alasitas, es aquella donde tiene papel el Ekeko, un ídolo prehispánico que representa la abundancia y a quien se sahúma para conseguir el objetivo representado en la Alasita.

Antiguamente la feria de las alasitas tenía como práctica de intercambio el trueque, en la actualidad, son pocos o ninguno los artesanos que lo siguen teniendo como medio de pago y muchos prefieren el intercambio monetario.

Si el turista no es un visitante que crea en los rituales andinos de las alasitas, puede adquirirlas con fines decorativos también ya que aquellas son elementos de gran belleza y arte, así como de perfección en su elaboración que, año tras año, convoca a cientos de artesanos en sus ferias

No hay comentarios:

Publicar un comentario